TSC#1-Honda CG125

Pintura Bicapa

Pintura Bicapa

Esta semana toca hablar del proceso de pintado con pintura bicapa base disolvente

La semana pasada habíamos hablado de la fase de preparación y su importancia para que a la hora de pintar el trabajo quede bien.

El depósito va pintado en azul código RAL5011 con una silueta en  blanco RAL9018. Mas tarde hablare sobre como hice la silueta,  pero lo primero fue pintar la base en blanco.

Teniendo el depósito perfectamente acabado con la imprimación de alto espesor lijada con P500 y rematada con P800 a mano, los pasos fueron:

1º Soplar bien el depósito para quitar todo el polvo y limpiar con bayeta de microfibra y desengrasante. Existen paños atrapapolvos, pero con la bayeta humedecida sirve igual.

2º Aplicar una primera mano de pintura. La dilución es 1 parte de pintura, 1 parte de disolvente acrílico. Esta primera mano tiene que servir de soporte a la segunda mano, y no se busca que el color cubra totalmente la superficie. Es mejor dar más cantidad de manos menos cargadas.

3º Esperar entre 10 y 15 minutos a que los disolventes se evaporen, cuando la pintura este  mate y sin brillos sabremos que podemos continuar.

4º Aplicar la segunda capa buscando esta vez que se cubra toda la zona, teniendo cuidado  de no sobrecargar de material para evitar “descuelgues”

Pintura Bicapa

Preparación de pintura, vaso de mezcla

 

Pintura Bicapa

Base blanca

Al día siguiente y una vez que la base estuviera bien seca, pase a tomar medidas y definir la silueta que quería que llevase el deposito. Para ello utilice de una plantilla de cartón y una vez que el tuve claro el diseño, traspase la forma al depósito con un lápiz blando para no dejar marca sobre la pintura.

Lo siguiente fue marcar la forma con cinta de perfilar de 3mm. Esta cinta es muy flexible y con un poco de práctica es fácil conseguir siluetas muy bien definidas. Esta cinta vale solo para los contornos, para enmascarar el centro he utilizado cinta de vinilo de 8mm de grosor. Esta cinta no es flexible como la otra por lo que hay que ir cortándola cuando se llega a los bordes pero su ventaja es que no deja residuos y no despega la pintura sobre la que se aplica por lo que es importante no hacer chapuzas con cinta de carrocero…

Una vez que la silueta estuvo enmascarada por ambos lados,  ya estaba todo listo para aplicar el segundo color. No sé realmente cual es la mejor opción, pero preferí pintar la base blanca y luego el azul ya que de esta forma si cometía algún error, siempre podría taparlo con el ultimo color

Como habían pasado más de 24 horas desde la aplicación de la base blanca, fue necesario matizar de nuevo el depósito con P2000 para abrir el poro asegurar el agarre de la segunda capa

El azul se aplica igual que la base blanca, en una primera  mano poco cargada y una segunda cubriendo todo.

Con una hora de secado ya pude despegar la cinta con cuidado, el resultado es espectacular. Esta cinta dibuja unos contornos perfectamente definidos y se despega muy fácilmente.

Pintura Bicapa

Quitando la cinta

 

Llegado a este punto, tocaba poner las pegatinas del logo. Con el diseño me ayudo un colega que tiene ojo para estas cosas y creatividad en cantidades industriales, recomiendo que echéis un ojo a las cosas que hace, son una pasada.

Una vez hecho el logo, la impresión se la encargue a Teleadhesivosy quedaron bastante bien. La colocación no tiene mucho misterio, solo tener cuidado de medir bien y evitar que haga burbujas al pegarlas.

CG125_Pintura28

El proceso de pintado en bicapa base disolvente no es demasiado complicado. Como recomendación podría decir:

1ºPresion de aplicación: en mi caso con una Sagola 474 de retoque 2 ½ bares. La regulación de la cantidad de pintura se queda en 1 ½ vuelta para la primera mano y 2 vueltas para la segunda mano

2º La preparación de la base es fundamental y es la única manera de que la pintura quede bien. Tened en cuenta que la pintura no disimula los defectos sino que los acentúa y por eso es tan importante que la base no tenga defectos.

3º La pintura no perdona errores. Teniendo poca experiencia, si se comente algún fallo es imposible arreglarlo sin que se note. Todos los fallos que he cometido me han obligado a volver a empezar (pelar la pieza y volver a empezar de cero)

4º Respetar los tiempos de evaporación y la proporción de pintura/disolvente que indique el fabricante.

5º  Ya que no vamos a disponer de una cabina de pintura, tratar de trabajar en un ambiente lo más limpio posible. Aun después de haber tomado todas las precauciones, siempre aparece alguna mota. Imaginad si pintamos en un lugar con polvo…

6º Y no menos importante. Tened a mano una chapa en donde podáis hacer pruebas para regular la pistola y la presión antes de cada pasada.  Con los tiempo de sacado entre manos es posible que la pintura se seque también dentro de la pistola. Si nos lanzamos a pintar sin probar, puede que la pistola no trabaje correctamente y la liemos.

 

De momento eso es todo, la próxima semana hablaremos de la laca… si esto es parece difícil…

Un saludo y nos vemos en la carretera

 

Deja un comentario